Una entrevista en forma de premio otorgado desde el Hemisferio Sur

Normalmente no suelo aceptar premios de nadie y menos aún de éstos que se van transmitiendo en forma de meme por diversos blogs con preguntas personales que sirven de entrevista indirecta al creador del blog nominado… pero al tratase de Dany nphenix la que me lo ha enviado haré una excepción y me pondré a responder las preguntas de las que se compone.

En realidad el post original aglutinaba tres, pero al no distinguir cuál era exactamente el que me correspondía… he decidido responder a todas las cuestiones que se plantean. No obstante me he permitido ciertas licencias y la primera de ellas es que no voy a nominar a nadie. La segunda, he alterado el orden de una de ellas para que ponga punto y final al post.

Además, de esta forma aplazo una review que iba a publicar hoy, para agotar así el mes de agosto y empezar a publicar los artículos más rigurosos a partir de septiembre. Así pues, vamos a dar caña a esta suerte de entrevista, aunque mi sitio está por detrás, no por delante de una cámara o una batería de preguntas.

Sigue leyendo

Top 10: Mis vídeos preferidos de Youtube

Bien. Estamos en pleno agosto, la dueña de este blog está de vacaciones, mi madre en su pueblo, “mi hermano” abducido por el Diablo 2 (que no el 3), Zamora parece una maqueta a escala de un Holocausto nuclear en cuanto a gente por las calles, en Valladolid se puede ir caminando por las carreteras, Salamanca no existe hasta el inicio de curso y yo… estoy sobrecargado de trabajo en lo referente a los temas a tratar en el blog dado que todas las series que tengo entre manos son escandalosamente largas y… me temo que llevará su tiempo el que tenga sobre ellas toda la información, material y conocimiento de causa que considero suficientes como para acometer sus reviews.

La verdad es que quedé extenuado por mi regalo de cumpleaños en forma de entrada sobre las Constituciones Japonesas y no he querido ni acercarme estos días al teclado porque si volvía a ver un ordenador me lo comía a mordiscos. Aunque me gustaría pensar que, con sus defectos y errores, he hecho algo con lo que decir que quiero al ángel más bello que jamás ha acariciado el viento de Barcelona y cuyos ojos son la luz que gobierna mi caminar convirtiendo la más oscura de las tinieblas, en el paraíso más bello del que un hombre pueda disfrutar.

Por aquello de que está ausente, voy a permanecer todavía unos días más sin hablar de anime, manga o videojuegos. Así que pensé en hacer un típico post veraniego. Uno de éstos que no te dejan ni frío ni caliente, que no son ni remotamente los mejores del blog pero… que por alguna razón “lo petan” y de qué modo… Hablo pues de, cómo no, un Top 10 y dado que en Twitter no me paran de dar el coñazo con que si tengo algún tipo de contrato en Youtube para estar todo el día poniendo sus vídeos… he pensado precisamente en eso.

Queridos amigos que como yo estáis de Rodríguez muriéndoos de aburrimiento en vuestras casas, habilitando el horno para meteros en él y así estar fresquitos (os aseguro que el calor de Castilla es junto con el de Andalucía el peor de España) éstas son, al margen del anime, mis diez piezas preferidas de este portal, que servirán de preludio a la siguiente review de manganime que confío que pueda salir a la luz a principios de la próxima semana. Así pues… ¡Al turrón!

Sigue leyendo

Historia de las constituciones japonesas y sus aportaciones al ordenamiento jurídico del Imperio del Sol Naciente

Nosotros, el pueblo japonés, actuando por medio de los representases debidamente elegidos de la Dieta Nacional, determinados a asegurar para nosotros y para nuestra posteridad los frutos de la cooperación pacífica con todas las naciones y los beneficios de la libertad para toda nuestra tierra, y resueltos a evitar los horrores de una nueva guerra como resultado de la acción del Gobierno, proclamamos que el poder soberano reside en el pueblo y establecemos firmemente esta Constitución

El 10 de agosto es para mí la fecha más importante del año. Fue el día en el que vino al mundo alguien que es para mí más importante que mi propia vida y a la que desde el mismo momento en el que conocí, le he dedicado toda mi existencia y le he dado todo lo que había dentro de mí, tanto en aquella época en la que era un periodista ingenuo e idealista que pensaba que una simple idea podía cambiar el mundo, hasta hoy, en la que soy sólo un simple estudiante de Derecho que sueña con poder ser, algún día, lo suficientemente bueno para conseguir hacerla feliz.

Ese absurdo y casi inalcanzable objetivo ha sido el que ha definido mi día a día a lo largo de más de cuatro años en los que, como no me cansaré de repetir, he utilizado este blog como instrumento para llegar a ella e intentar transmitirle aquello que sé y que, en mi profunda ingenuidad, he juzgado que podría serle de utilidad. Aunque con el paso del tiempo, me he dado cuenta de que es probable que ella sepa mucho más que yo de los temas de los que hablo.

Es por eso por lo que me siento un tanto ridículo haciendo cosas como éstas, pero incluso así las llevo a la práctica y el motivo es bien sencillo: la amo con todas mis fuerzas. Y lamento si el hecho de decir constantemente que la quiero le molesta en su fuero interno. Es la verdad, y aunque sepa que realmente no consigo nada con esta clase de artículos, es lo único que puedo hacer por ella. Una razón por la que dos años ha, redacté una review sobre FullMetal Alchemist de la que me gustaría pensar que conseguí hacer que conociese el anime y el manga, y se leyese este último. Pero el año pasado fracasé en mi intento de hacer algo que le gustase con Fushigi Yugi y Nausicaä, por lo que en 2012 pensé en cambiar de tercio y llevarlo todo a uno de mis terrenos como es el Derecho, e intentar ofrecerle algo que al menos le fuese útil, por lo que pensé en hablar de esto: el Constitucionalismo nipón. Una entrada en la que CE quiere decir “Constitución Española”, CM “Constitución Meiji” y CJ “Constitución de Japón”.

No tienes obligación de leerlo, sé que el tema es aburrido, aunque he intentado resumirlo y explicarlo todo lo posible para hacerlo algo más divulgativo. Sé también que no es bueno, ni te sirve para nada, ni es algo que tú desees, pero es un texto que he escrito con el corazón y que aunque no te lo creas me ha llevado mucho trabajo. Hasta el punto de que los tres últimos días antes de su publicación, apenas he salido de casa o he dormido para tenerlo listo a tiempo, por lo que no será de extrañar que tuviese sus erratas. Pero, sólo sé que lo he creado con la intención de agradarte, incluso aunque no te interese, y me ha llevado mucho tiempo y no pocos quebraderos de cabeza… hasta el punto de convertirlo en la que es, con muchísima diferencia, la entrada más larga de la historia de esta bitácora. Perdón pues, por no poder hacer nada que realmente te guste, pero incluso así esto es para ti.

Con todo mi cariño y todo el amor de este lobo, que es tu auténtico lobo, y que quiere ser tu hombre. Moltes felicitats, aunque soy yo el que se alegra de que estés en mi mismo mundo, a pesar de que yo no tenga más riqueza que la que puede haber en mi interior y sólo pueda ofrecerte este tipo de cosas que no tienen ningún valor. Y sí, lo repito, te quiero y te querré hasta el fin de mis días, porque sólo tú, con el simple recuerdo de tu mirada, le das luz a mis ojos y calor a un corazón que de no ser por ti, hace demasiados años que hubiese muerto congelado. Eres lo más bonito que he conocido en mi vida y yo sólo sirvo para amarte, aunque consiga siempre hacer sonreír a todo el mundo menos a ti, mi princesa, mi reina, mi ángel y en definitiva, mi todo.

Sigue leyendo

Buddha: The Great Departure. La apuesta de Toei por la narrativa de Tezuka

Naradatta. ¿Si? Siento un gran poder en el Sur. Mañana bajarás la montaña y te dirigirás allí para encontrar a alguien… extraño. Sí venerable Asita, pero… ¿Quién es esa persona? El que podría convertirse en el futuro rey del Mundo”.

Cuando analicé aquella evacuación llamada From Up on Poppy Hill, con la que Goro Miyazaki parecía haberse querido vengar de su padre dando en 90 minutos motivos para quemar de Ghibli hasta el recuerdo, mencioné todas las películas con las que había competido por el “Animation of the Year” a excepción de una, y lo hice de una manera totalmente intencional, puesto que en la práctica la Academia Nipona ni siquiera la había tenido en consideración, y es nada menos que la que tenemos a continuación.

No vivimos tiempos precisamente buenos para el manga o el anime. La producción es excesiva, pero la calidad es prácticamente inexistente y muy lejana a la de aquellos tiempos en los que una serie animada producida en el Imperio del Sol Naciente, filosofaba sobre la existencia humana, especulaba sobre el futuro del planeta o creaba tramas de ficción sólo comparables a las de las mejores intrigas hollywoodienses, elevando a la animación a unas alturas a las que Disney nunca hubiese podido siquiera llegar a soñar.

Ello, unido a la escasa promoción y repercusión que esta particular adaptación del Buddha de Osamu Tezuka había tenido, me llevaron en muchas ocasiones a barajar el no abordar su análisis al tener todos los rasgos identificativos que caracterizan a una obra menor. Aunque finalmente y tras mucho meditarlo, decidí darle una oportunidad, a pesar del sinnúmero de decepciones acumuladas en lo que a estas lides se refiere y la indiferencia general que empiezo a sentir en torno a todas las apuestas niponas que llevan el epíteto de “novedad”. Así pues, y sin más dilación, procedamos a analizar si la cinta que tenemos entre manos es o no digna de ocupar un sitio en el Olimpo del manganime o será condenada a un Infierno cada vez más poblado de mediocridades y apuestas de segunda fila como las que desde hace demasiado tiempo mancillan el buen nombre de un género al que adoramos.

Sigue leyendo