Sword Art Online, a la conquista del trono virtual de .Hack

SwordArtOnline

– En 2022 la Humanidad finalmente consiguió finalizar un mundo virtual completo…  -¡Comenzamos con un vídeo promocional! Éstas eras las colas producidas cuando se puso cierto producto a la venta la semana pasada. ¿Cuál era el objetivo de estas personas que vemos en la fila? ¡El Sword Art Online! (…) ¡Es el MMORPG más esperado por todos! Los resultados del Beta Test fueron increíbles. Yo quería una copia pero no hubo manera de lograrla, porque sólo se repartieron 10.000 unidades y las reservas disponibles para encargarlas por Internet se cubrieron en segundos, por lo que se ha agotado. – Link Start. Welcome to Sword Art Online!

Es sobradamente conocida mi repulsa a analizar animes contemporáneos por los motivos que ya he expresado en innumerables ocasiones y que se resumen en que, en mi humilde opinión, el género atraviesa desde hace casi una década una profunda decadencia de la que será difícil que remonte el vuelvo. Sin embargo, en esta ocasión estamos ante un título especial que ha hecho que me replantee dicha postura y que os ofrezca un artículo relacionado con él.

La razón es tan sencilla como que se trata del anime de moda. Un fenómeno similar a los que viví en su día con otros formatos como Evangelion, Naruto, Bleach o FullMetal Alchemist que revolucionaron Internet de un modo claro y rotundo ante el cual el silencio no era una opción. Me veía pues en la obligación moral de dejar, cuanto menos, una breve reseña, tanto para vosotros como para la reina de este blog en la que hablase a grandes rasgos de sus características principales, así como la opinión personal que me merecía.

Sin embargo, el miedo con el que acometo este desafío es máximo. Normalmente cuando un anime me da malas vibraciones desde el primer momento, lo abandono al tercer capítulo a sabiendas de que el resultado será malo… y con éste tuve un mal presentimiento desde el principio. Por lo tanto intentaré hacer de tripas corazón para daros la última review de 2012 y felicitaros ya de paso el 2013. Así pues, que sea lo que Dios quiera y, nunca mejor dicho: ¡AL TURRÓN!

Ficha Técnica

Sword Art Online (ソードアート・オンライン) es un anime de 25 episodios perteneciente al género de aventura, fantasía y ciencia ficción, desarrollado en 2012 por el estudio A-1 Pictures bajo la dirección de Tomohiko Ito. Está basado en una serie de novelas del mismo nombre escritas por Reki Kawahara y de las que se encuentran hasta el momento11 publicadas en papel por la editorial Dengeki.

Argumento

Kazuto Kirigaya siempre fue un adolescente introvertido que se alejaba de la realidad que le había tocado vivir sumergiéndose en el mundo de los MMORPG y convirtiéndose en un maestro en los mismos. Algo que le permitió convertirse en Beta Tester y en uno de los 10.000 privilegiados que contarían con una unidad de Sword Art Online, el mundo virtual más perfecto jamás creado hasta la fecha y que utilizaba, para su perfecta inmersión, un sistema de control cerebral conocido como “Nerve Gear”, que dejaba al cuerpo en coma mientras la consciencia seguía actuando en su universo.

Al principio las cosas van bien y los jugadores se sienten fascinados ante la nueva experiencia de la que son pioneros como es la de un juego sumamente realista cuya peculiaridad es que no se pueden utilizar magias, aunque sí items que emulan sus efectos, mientras desarrollan habilidades personalizadas con la espada hasta un número infinito de posibilidades. Pero algo empieza a ir mal cuando descubren que el botón para desconectarse no existe y las llamadas al servicio técnico del servidor no parecen ser eficaces… De golpe, son todos teletransportados a un punto en el que el creador de SAO les advierte de que la ausencia de dicho comando no es ningún bug, sino la característica fundamental de la realidad virtual en la que se encuentran. No es posible salir sin que al menos una persona haya conseguido acabar el nivel 100, matando a su enemigo final.

No obstante, antes de desaparecer, el cruel programador les avisa que si desde el interior alguien desconecta el Nerve Gear de sus cabezas, morirán instantáneamente y que, además, todas las habilidades de resurección para los personajes están bloqueadas, por lo que si su barra de HP llega a cero en algún momento, su cuerpo real fallecerá. Por lo tanto, encerrados en un juego mortal, sus jugadores se enfrentan a dos opciones: vivir encerrados durante el resto de su vida en esa cárcel cibernética o arriesgarse a morir a manos de un monstruo de campo, una trampa o un jefe final de mazmorra.

Openings

  1. Crossing Field” interpretado por LiSa
  2. Innocence” interpretado por Aoi Eir

Endings

  1. Yume Sekai” interpretado por Haruka Tomatsu
  2. OverFly” interpretado por Haruna Luna

Capítulos

  1.  El Mundo de las Espadas
  2.  Beater
  3.  El Reno de la Nariz Roja
  4.  El Espadachín Negro
  5.  Incidente en Zona Segura
  6.  Vengador Fantasma
  7.  La Temperatura del Corazón
  8.  Danza de la Espada en Blanco y Negro
  9.  El Demonio de Ojos Azules
  10.  Aura Asesina Carmesí
  11.  La Chica del Rocío de la Mañana
  12.  El Corazón de Yui
  13.  Al Borde del Abismo del Infierno
  14.  El Fin del Mundo
  15.  Regreso
  16.  Tierra de las Hadas
  17.  Reina Cautiva
  18.  Hacia el Árbol del Mundo
  19.  Corredor Lugru
  20.  El General de la Llama Ardiente
  21.  La Verdad Sobre Alfheim
  22.  La Gran Aventura
  23.  Lazos
  24.  El Héroe Dorado
  25.  La Semilla del Mundo

Personajes


KiritoSAO Kirito:
Conocido en la vida real como Kazuto Kirigaya, es el protagonista indiscutible de las primeras novelas de SAO así como de su serie de animación. Se trata de un muchacho que juega en solitario y cuyos conocimientos en el arte de los MMORPG superan a los de cualquiera de sus rivales, lo que le permite un dominio extraordinario en el desarrollo de sus habilidades y en el manejo de las artes combativas que han hecho que se gane el sobrenombre de “Beater”. Es un especialista en el combate con dos espadas, que a la postre lo convierte en invencible, siendo esta una característica exclusiva de su avatar. También se sospecha de él que tiene capacidades para sortear ciertas reglas físicas y legales de Sword Art Online en su beneficio, que algunos achacan al hecho de que fue uno de los beta testers del juego.

Asuna YukiAsuna: Conocida en la vida real como Asuna Yuki, es una de las pocas jugadoras que ha hecho que su alias coincida plenamente con su identidad real. Se le considera una experta en el ámbito de la estocada rápida al estilo de la esgrima occidental, lo que la ha convertido en la sublíder del Gremio más importante del SAO, “Knights of the Blood”. Su otra gran habilidad consiste en su enorme capacidad para cocinar, siendo de este modo la única que ha sido capaz de reproducir para los jugadores el auténtico sabor de las comidas del mundo real, al imitar todas las especias imaginables combinándolas a la perfección. Su belleza, su simpatía y sus habilidades la han convertido en la “idol” del mundo virtual, y la inmensa mayoría de sus habitantes se mueren por casarse con ella.

Suguha Kirigaya Leafa: Conocida en la vida real como Suguha Kirigaya, es en términos legales la hermana de Kirito aunque la realidad es que genéticamente hablando son únicamente primos. Durante la primera parte de la serie será una simple evocación sentimental por parte del protagonista en alguna situación delicada. Su protagonismo realmente empezará a cobrar importancia en AlfHeim, donde será compañera del mencionado Kirito y le será de gran ayuda por su enorme conocimiento en el uso de las artes curativas. Sin embargo, no tarará en descubrir que se encuentra locamente enamorada de su hermano y lo que es peor, de su avatar.

YuiSAOYui: Poco después del matrimonio entre Kirito y Asuna, Yui aparecerá en sus vidas como un misterio del que apenas saben nada aparte de que es un objeto inmortal. Sin embargo, su apariencia de niña y su enorme candidez hará que la adopten como hija suya. Aunque ella en realidad es un programa destinado a velar por la salud mental de los jugadores encerrados en SAO para evitar que comentan suicidios. Su poder es tan grande que puede eliminar a jefes finales de nivel 90 simplemente con desearlo, aunque oponerse a los deseos del Sistema Cardinal es mortal para ella. Más tarde, en AlfHeim hará las veces de “pixie” de Kirito (un hada de ayuda que suministra datos de interés especialmente vinculados con el mapeado) para poder rescatar a su madre.

HeathcliffSAOHeathcliff: De identidad y origen desconocido sólo se saben dos cosas de este particular caballero. La primera de ellas es que cuenta la leyenda sobre él que jamás se ha visto que su barra de energía llegue a amarillo. La segunda es que es el creador y líder de “Knights of the Blood”, el gremio más poderoso de SAO. Tal vez por ello ofrece siempre a su segunda, Asuna, una protección casi paternalista, lo que le llevará incluso a retar y a derrotar a Kirito por considerar que se la quería quitar tanto a él como a sus compañeros. Es un maestro en la lucha con espada y escudo y posee en relación a este último una habilidad exclusiva que lo convierte en invencible en la práctica.

KuradeelKuradeel: Al igual que Heathcliff, la identidad real de este individuo en su vida real es un misterio absoluto. A pesar de ello, se sabe que es miembro de “Knights of the Blood” y posee la misión de escoltar a Asuna en todas sus actividades fuera del gremio. Sin embargo su habilidad con la espada grande no es tan espectacular como pretende aparentar, hasta el punto de ser humillado públicamente en un duelo provocado por él contra Kirito. A este fallo se le unen otros como su carácter obsesivo y sus comportamientos extraños que han llevado a ciertos compañeros a desconfiar de él.

KleinSAOKlein: Conocido en la vida real como Ryoutarou Tsuboi, cuya edad alcanza al parecer los 24 años, será el primer amigo que Kirito hará en SAO. Será a él, al que le enseñe los secretos más importantes respecto a la caza y a la acumulación de experiencia, lo que le servirá más adelante para fundar su propio gremio y ser uno de los mejores jugadores del MMORPG. Destaca por su fidelidad como compañero y por la espontaneidad en la mayor parte de sus acciones, lo que terminará en más de una ocasión por librar a Kirito de las especulaciones maliciosas del resto de jugadores.

LizbethLizbeth: Conocida en la vida real como Rika Shinozaki, se le considera la mejor amiga de Asuna en el juego sobre el que versa la primera parte de la serie, así como una de las herreras más capacitadas a la hora de construir espadas. Atraído por ello, Kirito acudirá a ella para que le forje un arma con los excrementos de un dragón, que le servirá para ejecutar su técnica secreta para el uso de dos armas simultáneamente. Su carácter es alegre, bromista y extrovertido, aunque no podrá evitar enamorarse perdidamente del protagonista, por muchos celos que ello le genere a su amiga.

AgilSAOAgil: Conocido en la vida real como Andrew Gilbert Mills, este jugador de origen negro se dedicaba a servir copas en un bar hasta que fue atrapado por el videojuego. Tras salvar la vida de Kirito de la ira del resto de jugadores que lo acusaban de jugar con ventaja por haber sido un beta tester, su papel se limitará a ser un mero comerciante que compra y abastece de los objetos más raros a los protagonistas de SAO. Será el que más tarde informe de que existe la posibilidad de que Asuna no despierte de su coma por estar atrapada su conciencia en el mundo de AlfHeim en un nivel inaccesible para jugadores normales.

SilicaSilica: Conocida en la vida real como Keiko Ayano, esta niña tímida e insegura de sí misma, de apenas trece años es una inocente criadora de bestias que verá cómo al querer cruzar en solitario un bosque peligroso, su cría de dragón morirá, lo que provocará en ella una inmensa sensación de tristeza que conmoverá a Kirito hasta el punto de comprometerse a ayudarla para que la criatura vuelva a la vida, corriendo así el peligro de hacer públicas sus habilidades frente a otros jugadores que espiaban la situación. Se insinúa en alguna ocasión que en realidad está enamorada de él, pero este extremo nunca llega a confirmarse.

Nobuyuki SugouNobuyuki Sugou: Socio del padre de Asuna, su principal ambición es lograr un matrimonio con ella para conseguir ascender en la escala social nipona y convertirse de esta manera en uno de los hombres más ricos y poderosos de Japón. Una táctica para la cual, secuestrará a 300 supervivientes de SAO, entre los que se encuentra la protagonista, y los encerrará en su videojuego AlfHeim Online para someterlos a experimentos sobre el control celebrar. Es también el personaje más poderoso de este MMORPG al asumir el papel de Oberón, el rey de las hadas.

Akihiko KayabaAkihiko Kayaba: Poco o nada se sabe acerca de este lunático aparte de ser él el creador del Sword Art Online y de su particular sistema de inmersión, conocido como Nerve Gear. Había prometido para sus jugadores una experiencia mucho más allá de cualquier cosa que hubiesen experimentado hasta la fecha, cosa que efectivamente cumple, convirtiéndose en una especie de dios para los cautivos en su mundo que se constituirá en el jefe final a derrotar en el mismo. No obstante, reconoce que mucho tiempo atrás dejó de tener otra intención que no fuese la de desarrollar algo completamente diferente en lo que a MMORPGs se refiere.

Análisis

Desde su primer minuto de emisión, Sword Art Online se materializó en uno de los fenómenos de fans más abiertos y sinceros de los vistos en el mundo hispano. Diariamente, aficionados de todo el mundo reconocían su devoción por las aventuras de Kirito y cambiaban sus avatars en las redes sociales por lo de los personajes de este particular mundo virtual, mientras vertían comentarios en los que calificaban a su serie de animación como “brutal” o aseguraban que ninguna otra serie les había hecho llorar tanto.

No cabe duda pues de que en un mundo dominado en la actualidad por productos como Fairy Tail, Bakugan o K-ON, basados abiertamente en un manga, SAO ha tenido el incuestionable mérito de hacerse un hueco en el mercado a pesar de tener un origen tan etéreo y poco recomendables para estas lides como es el de las novelas, y el de ser el trabajo de un estudio como A-1 Pictures, que pese a encargarse de las versiones televisivas de Valkyria Chronicles, Ao no Exorcist o de la obra universal de Hiro Mashima, sigue sin arrastrar “per se” el público de otros más consagrados como Pierrot, Sunrise o MadHouse.

Así pues, estamos ante un anime cuanto menos peculiar, del que podríamos señalar a priori que se ha hecho un hueco entre los más populares de los últimos años en su género y que configurará las preferencias de toda una generación de otakus de cara al futuro, para la cual su capitulario será una referencia en lo que a parámetros objetivos de calidad se refiere. Pero, ¿merece en realidad semejante popularidad? A lo largo de las próximas líneas intentaremos aportar un poco de luz al respecto.

El recurso cíclico de los universos virtuales

No resulta demás recordar, antes de meternos de lleno a ahondar en las profundidades de Sword Art Online, una cierta tendencia que con más o menos fortuna tomó consistencia hace unos años en el Imperio del Sol Naciente, consistente en recrear series de animación, mangas y otra clase de productos en el interior de un mundo virtual del que con diferencia Dot-Hack (.Hack) fue su más famoso y distinguido representante.

Nadie sabría definir muy bien cuándo surge, aunque muchos, entre los que me cuento yo, preferimos ubicarlo hace justo una década, en 2002, coincidiendo con el lanzamiento del célebre anime .Hack Sign, del por entonces en auge estudio Bee Train, que fue la plasmación más palpable de una serie de productos superventas que tuvo su confirmación en los cuatro juegos de la franquicia para PS2, tan exitosos como profundamente anodinos en sus esquemas de juego: Infection, Mutation, Outbreak y Quarantine.

Los títulos para la 128 bits de SONY reproducían un mundo online con todas las visicitudes en él imaginables. Es decir, existía un panel de control en el que se dejaban noticias sobre el mundo virtual (The Word) y sobre los sucesos que iban construyendo la historia, mientras el jugador debía cumplir diferentes Quests en solitario o en grupo para ir avanzando. Todo ello siempre en Modo Offline.

PortadasHackPS2

Portadas PAL de diferentes .Hack editados para PS2

Pero el tiempo fue pasando y a pesar de que los mangas se sucedían y las series de televisión, películas y OVAs se multiplicaban con nombres como “Liminality”, “Legend of the Twilight” y “Roots”, sus apariciones iban siendo cada vez menos frecuentes y exitosas merced a la escasa entidad de demasiados títulos en consola que iban acumulándose, la descendente calidad de los títulos de animación, y la ausencia de un MMORPG real y/o creíble que pudiese sumergir a los jugadores en la experiencia de juego real propuesta. Un cúmulo de circunstancias que llevaron a esta franquicia a ser considerada obsoleta y superada, si bien jamás llegó a tener una competidora capaz de conseguir éxitos en ámbitos tan dispares y de un modo tan global como los obtenidos por .Hack.

A partir de ese momento los mundos virtuales y la capacidad de éstos para absorber o custodiar la conciencia humana fueron abordados siempre desde la perspectiva del entretenimiento electrónico o desde la animación, sin que se pudiese hablar abiertamente de revalidar las glorias del gran precursor de ese subgénero. Aunque su testigo sería recogido por un inesperado invitado como era la saga “Shin Megami Tensei: Persona”.

La serie de videojuegos de Atlus había gozado de un más que discreto paso por la Playstation con sus dos primeras entregas. Por entonces eran considerados RPGs de gráficos extraños con una estructura enfermiza y lúgubre, rallano a la demencia, que dificultó su desembarco en occidente hasta el punto de tener problemas de distribución incluso en Estados Unidos. Sin embargo, la llegada de PS2 y la reconversión de la saga convirtió a su cuarta entrega en uno de los videojuegos más deseados por parte de los usuarios de la negra de SONY, cuya popularidad llegó incluso a materializarse en una serie de animación. Aunque el TV-World nunca llegó a conectar con un cierto sector del público que lo consideraba excesivamente complejo y en no pocas ocasiones lunático.

PortadasPersonaPSXPS2

Portada del Persona 2: Innocent Sin para PSX y del Persona 4 para PS2

Más discretos son ya otros experimentos exclusivamente vinculados con el videojuego como por ejemplo el “Star Ocean 3: Till The End Of Time”. En este caso, la saga a la que pertenecía había alcanzado su álgide en cuanto a su popularidad con su segunda parte para PSX por lo que se esperaba que la tercera que vería la luz para PS2 se convirtiese en uno de los mejores RPGs de todos los tiempos. Sin embargo, en una de las maniobras peor improvisadas de la historia del entretenimiento electrónico, y posiblemente por influencia de .Hack, sus guionistas decidieron hacer que el mundo en el que se desenvolvía fuese íntegramente virtual y que el jugador sñolo lo sabría al final. El resultado fue un fracaso en toda regla que apuntalaría fatalmente el título cuya continuación “The Last Hope”, sólo sirvió para asestarle el golpe de gracia.

Xenoblade Chronicles fue un intento más moderno de recrear un mundo virtual en modo offline, hasta el punto de que no sólo su dinámica argumental sino también su mecanismo de juego eran similares a las de un MMORPG, hasta el punto de ser en ocasiones más útil completar una Quest que subir de nivel a base de batallas. Sin embargo, la falta de tino en la consola elegida (Wii) y el olvido al que se ha visto sometida la saga Xeno desde su aparición en PlayStation hasta nuestros días, han impedido que el juego protagonizase fenómeno alguno fuera de los círculos más especializados en videojuegos de corte “Freak” en Internet.

En definitiva, la idea de .Hack fue buena, pero se fue progresivamente deteriorando hasta no quedar de ella más que un simple recuerdo que no tuvo sucesor alguno a pesar de no faltarle aspirantes. O al menos, ése fue el pensamiento generalizado hasta la irrupción de Sword Art Online y su impresionante legión de seguidores, aunque en ese aspecto, y vistos los antecedentes, es mejor aclarar lo siguiente.

¿Qué es exactamente SAO?

Pese a que inicialmente esta pregunta pueda parecer una obviedad, la realidad es que no es fácil definir Sword Art Online, como tampoco el cúmulo de circunstancias que hacen que desemboque en el anime que tenemos en nuestras manos. Aunque ciñiéndonos expresamente a la realidad, se trata de una serie de novelas escritas por Reki Kawahara, que inició su andadura en torno a la temporada 2008-2009.

Por aquella época, Kawahara firmaba con el pseudónimo “Kunori Fumio” y editaba sus escritos a través de Internet. Obras todas ellas basadas en dos mundos. Por un lado el de Accel World y por otro el de Sword Art Online iniciada poco tiempo después, de temática inconexa entre ambas pero con tres puntos en común. El de crear un mundo virtual paralelo al real, el obtener desde sus inicios de una notable aceptación de crítica y público, y el gozar de la confianza de una editorial de prestigio como “Dengeki Bunko” que le permitiría acceder a toda la red de contactos de la todopoderosa MediaWorks; sin duda la gran responsable del apoyo comercial recibido por parte del título.

Centrándonos únicamente en SAO, desde el 10 de abril de 2009 hasta la actualidad, se han publicado 11 entregas en papel que podrían organizarse en torno a cuatro sagas:

  1. Aincrad (Volúmenes 1 y 2) basada en el mundo de Sword Art Online
  2. Fairy Dance (Volúmenes 3 y 4) basada en el mundo de Alfheim
  3. Phantom Bullet (Volúmenes 5 y 6) basada en el mundo de Gun Gale Online
  4. Alicization (Volúmenes (9 al 11) basada en el mundo de UnderWorld

NovelasSAO

Portadas de las tres primeras novelas de Sword Art Online editadas en Japón con los diseños de Abec

Entre las dos últimas, aparecieron dos volúmenes que vieron la luz con los nombres de “Mother’s Rosario” y “Early and Late” que podrían considerarse una suerte de spin offs que aclaran ciertas cosas sobre la trama principal, desmarcándose en cierto modo de ésta hasta estar protagonizados por otros personajes, como puede ser Yuki en el séptimo libro.

Al margen de ello, la Dengeki Bunko Magazine inició una adaptación de este universo al mundo del manga que hasta el momento ha contado con tres versiones. El primero de los cómics fue “Sword Art Online: Aincrad”, dibujado por Tamako Nakamura, que como su propio nombre indica, reproduce los sucesos acontecidos en los dos primeros libros de SAO en otros tantos tomos. Una vez finalizada, la revista decidió continuar la trama con “Sword Art Online: Fairy Dance”, aunque esta vez con un mangaka diferente como lo era Hazuki Tsubasa, cuyo trabajo se encuentra abierto a día de hoy. Paralelamente a ello, existe desde el principio de esta aventura en forma de viñetas, una tercera subsaga llamada “Sword Art Online: 4-koma” que como su propio nombre indica, se trata de una serie de Yonkomas o historietas de cuatro viñetas y que, para variar, introduce a un tercer dibujante en discordia como lo es Jusei Minami.

Quedarían por mencionar otros dos elementos sobre este tema como son la creación de una serie al margen del guión primigenio llamada “Sword Art Online: Progressive”, cuyo primer tomo todavía no ha concluido, y el lanzamiento de un horripilante videojuego para PSP llamado “Sword Art Online : Infinity Moment”, que podríamos resumir en ser una mala y aburrida versión de Monster Hunter para la portátil de SONY. Por lo tanto debemos tener presente en todo momento que, al contrario de lo que es usual en el mundo del manganime, el producto original no es un cómic o un videojuego, sino una novela, con todas las consecuencias negativas que ello acarrea y cuyos nefastos resultados se pudieron comprobar en el pasado con las infames OVAs de Record of Lodoss War o las recientes e insufribles aventuras de Haruhi Suzumiya. Veamos si nos encontramos o no ante un nuevo caso de fiasco.

En los adentros de una prisión virtual

Independientemente de su origen, el anime es una disciplina autónoma dentro del entretenimiento japonés, capaz de ensalzar o hundir el producto en el que se basa y que, desgraciadamente, rara vez suele estar a la altura de lo esperado. Por ello, la desconfianza que SAO genera desde su primer segundo es casi absoluta y su más inmediato desarrollo no hace sino confirmar los peores temones que pueden llegar a sentirse respecto a ella.

Transcurridos los primeros episodios, la sensación de estar únicamente ante una serie de dos personajes, Asuna y Kirito, en la que los demás son una comparsa para justificar meros episodios de relleno y cuya existencia se encuentra ridícula e improvisadamente justificada, es una constante que llega a ahogar al espectador hasta provocar el tedio más absoluto o la indignación, a elección del que se sienta delante de la pequeña pantalla.

Pese a transcurrir en un margen de tiempo superior a dos años, los sucesos acaecidos en Aincrad parecen relatados por un novato sin más recurso que el consabido “yderrepente” sin importarle en modo alguno la grosería en la concatenación de sucesos y la pobre o nula trascendencia de los mismos, que irán pasando sin que éstos parezcan tener importancia alguna en sucesos venideros y sin que se entienda demasiado bien el porqué.

JefeFinalSAO

Recración de la aparición de un jefe final de Nivel con su nombre, cursor rojo de asesino y barra de energía

Un buen ejemplo es lo ocurrido en el segundo episodio, “Beater” en el que tras una sangrienta batalla contra el primer jefe de nivel, con un significativo número de muertos que dan a entender que únicamente unos pocos elegidos serán capaces de acabar el juego, la historia da un salto sin ton ni son de nada menos que cinco meses, para contar la nefasta experiencia de Kirito en su primer Guild y los hechos que marcarán posteriormente su futuro.

No se trata pues de una narración pormenorizada de la lucha desesperada de los miles de atrapados en un mundo virtual por los caprichos de un lunático, sino más bien de pequeñas anécdotas entrelazadas de unos personajes cuya relación entre ellos y su historia personal apenas se conoce y cuya permanencia en el anime será completamente efímera.

Es más, a lo largo de los más o menos catorce episodios en los que transcurre la historia de Aincrad, resulta francamente imposible identificar algún personaje secundario o estable en el guión al margen de Kirito y Asuna que son además indiscutiblemente “buenos”. Un auténtico pecado en una narración de fantasía heroica, en la que precisamente la evolución del género, desde la aparición del maniqueísmo en forma de trilogía como lo era “El Señor de los Anillos”, ha llegado hasta los extremos de “Canción de Hielo y Fuego”, en el que el protagonismo es completamente coral sin que pueda asegurarse con certeza, quién sirve al bien y quién obedece al mal. Aunque siempre conservando como elemento común la tan ingente como impresionante cantidad de personajes en lid.

SAODisplay

Duelo entre Kuradeel y Kirito que muestra los elementos de videojuego incluidos en el anime

De lo dicho en el último párrafo es fácil deducir que el mundo online no es más que un mero pretexto y que lo que en realidad se pretende es contar una historia de fantasía épico-medieval a la japonesa, sin que medien invenciones históricas ni evocaciones a la Inglaterra del Medievo, con un toque de fusión con las nuevas tecnologías, claramente insertadas para contactar mejor con el público nipón, aunque no con el occidental.

Los personajes principales nunca parecen evolucionar o lo hacen de un modo apenas creíble y palpable. Aparte de eso no podremos conocer bien detalles tan importantes como su personalidad, su historia en el juego o su pasado en el mundo real, salvo por meras menciones. Lo que unido a unas tramas muy cortas que se extienden como mucho a lo largo de dos episodios, hacen que finalmente cualquier interés por acabar de ver la serie se centre más en el afán estoico y masoquista de aguantar un anime insufrible hasta el final, que porque realmente éste aporte algo medianamente destacable al género.

Para intentar salvar en cierta medida esta situación, Kawahara intentó introducir elementos de cierta profundidad, muy superiores a su capacidad como narrador cuyo resultado final sólo puede definirse como cómico. Un factor patente en las semitrampas que algunos jugadores descubren para eludir ciertas reglas del juego, las estratagemas de topos en los diferentes gremios para conocer sus planes o incluso las reflexiones que empiezan a surgir en torno a cómo cada vez son más los jugadores que asumen su cautiverio, puesto que su prisión les ha seducido de tal manera que les ha hecho olvidar su vida anterior y verse inútiles en el caso de volver a ella.  Algo similar a lo plasmado en “The Shawshank Redemption” (Cadena Perpetua en España) pero sin un Morgan Freeman de narrador y sin ningún mensaje a transmitir aparte del de intentar mantener pegados ante el televisor como sea a los fans el mayor tiempo posible.

MagiasNoSAO

En AlfHeim sí se podrán utilizar mágias y sus conjuros en élfico aparecerán en pantalla cuando el jugador las invoque

La torpeza como narrador de “Kunori Fumio” roza lo pueril. Poco le importan los bailes de números o lo improvisado de todos sus giros argumentales. Es más, todo se resuelve de cualquier manera. Los personajes se comportan de un modo verdaderamente ridículo y absurdo hasta el punto de dirigirse completamente agotados hasta una de las batallas más duras del MMORPG. Todas las chicas tienen que terminar enamorándose de Kirito, que incluso terminará siendo una especie de Neo en Matrix si la situación lo requiere, sin que nada de eso parezca tener la menor lógica.

Aunque todo ello quedará en nada cuando descubramos que la parte del primer mundo online acaba al estilo de Death Note. Es decir, adelantando incomprensiblemente el cénit argumental haciendo que el resto de la aventura quede vacía y en algunos casos sin sentido. Aunque los diferentes “homenajes” a otros productos se van acumulando a lo largo de sus capítulos hasta el no saber si se está o no ante una parodia o un anime serio.

Al principio, Kirito comienza siendo la versión solitaria y vestida de negro de Lloyd Irving, protagonista de Tales of Symphonia. Pero poco a poco, con la excusa del cambio de videojuego (Alfheim Online) y la metamorfosis en el avatar que ello conllevaba, se terminará convirtiendo en un Zack Fair (Final Fantasy VII y FFVII: Crisis Core) con pelopincho y espada gigante a la espalda, personalizado, eso sí, con gabardina negra de una hombrera al estilo Sephiroth, con unas orejas puntiagudas como símbolo de distinción élfica y con una Yui reconvertida en un hada consejera de bolsillo que en nada recuerda a un tal Link, de esa desconocida saga llamada “The Legend of Zelda” de una compañía de poca monta llamada Nintendo.

KiritoZack

Avatar de Kirito en Alfheim (izquierda) y Zack Fair (derecha)

La segunda parte, con un pretexto ofensivo para el sentido común, hace que el universo de Aincrad construido a base de espadas e items en el que la magia no existía, se transforme en un mundo de hadas con conjuros como arma fundamental y aparentemente más limpio que el anterior, pero que en realidad es una auténtica prisión para Asuna cuya conciencia está retenida en una jaula como si fuese un pajarito y que, por lo tanto, no puede despertar en el mundo real.

Es decir, si ya de por sí la serie era insufrible con dos protagonistas relativamente aceptables, en su continuación Kirito se convierte en una horrenda acumulación de estereotipos de otros protagonistas de RPGs y la otra en una damisela en apuros que aspira ansiosamente ser rescatada. Aunque su hueco será ocupado por una nueva e inesperada compañera como es Suguha, la hermana del luchador de las dos espadas en la vida real, con lo que el guiño a la fantasía sexual más recurrente entre los onanistas nipones, como es el sexo incestuoso con la hermana, está más que servido.

Naturalmente, la narración pasará de tener un tono políticamente correcto, con besos más que castos y la renuncia al sexo prematrimonial, a convertirse en una exhibición de abusos sexuales a Asuna, que incluso llegará a padecer una escena de tentáculos en clara evocación al Hentai, y las constantes provocaciones con la mencionada Suguha, que al margen de estar locamente enamorada de su “primo” (como al parecer es en realidad Kirito respecto a ella) aparecerá en una más que ingente cantidad de ocasiones desnuda o ligera de ropa con no pocos primeros planos hacia su más que voluptuoso y tentador pecho.

SensualidadSAO

Las provocaciones con el cuerpo de Suguha serán una constante en la segunda parte

Ansias de provocar masturbaciones masivas aparte, la historia de “Fairy Dance” es una estupidez de tal calibre que no merece la pena malgastar el tiempo comentando el menor detalle de ella, aparte de la ya consabida sucesión de sinsentidos que van… desde el cerebro que pueden llegar a tener ciertos individuos para meterse a jugar en el proyecto de una empresa heredera de otra responsable de miles de muertes con un producto similar… por el suculento objetivo de volar sin límite de tiempo en ese mundo, hasta un Kirito que hereda todas sus habilidades y nombre de SAO en ese mundo en el que el GM es su enemigo y ni siquiera hace nada por echarlo. Máximo de coherencia, ante todo.

Pero como bien decía cierta compañía de teléfonos móviles en una de sus más célebres campañas de publicidad, cuanto mejor es el malo mejor es la historia. Una máxima sin duda cierta pero que tiene un más que dramático corolario: cuanto peor es la historia, peor es su antagonista. En ese sentido, tanto Nobuyuki Sugou como Akihiko Kayaba son dos de los villanos más particularmente estúpidos vistos en trama alguna, cuyo papel en la historia es patético y cuyas tonterías e incongruencias sacarían de quicio al más paciente y templado analista serio.

Baste con decir que el científico “se olvida” (vaya por Dios) del porqué le dio por encerrar a todo el mundo en su MMORPG, mientras que el ingeniero que lo sucede es el más patético ejemplo de malvado maniqueísta que he sufrido en todos mis años como otaku, que por desgracia ya suman unos cuantos. Un necio y grimoso fetichista que compite en idiotez con el padre de Asuna, la cuál, pese a no estar incapacitada, contraerá matrimonio EN ESTADO DE COMA con su desalmado pretendiente, dando pistas de que, o la legislación Civil en materia de matrimonio está ideada por un paquidermo en Japón, o que un mandril hace las veces de negro de Kawahara.

PaisajesSOA01PaisajesSOA02

PaisajesSOA03PaisajesSOA04

Ejemplos de recreación de escenas paisajísticas (Clic para ampliar)

Independientemente de los avances que en materia del proyecto Gran Simio haya podido aportar este individuo, existe, al margen de lo científico, algo bueno en esta colección de despropósitos que tienen el valor de llamar anime como es su animación, un auténtico ejemplo de buen hacer y de astuta combinación entre elementos tradicionales y CGs que permiten soñar con que… con unas peleas bien llevadas y un guión correcto, podrían haber obtenido uno de los mejores animes de todos los tiempos, siempre que en él se hubiesen dado unas circunstancias que lógicamente no concurren aquí.

La belleza bucólica de sus escenarios, llenos de detalles y con un uso más que inteligente del color y la luz, se convierten en deliciosas estampas con el reproductor en pausa, siendo particularmente deseable la edición de un libro de ilustraciones para poder disfrutar como se merece del trabajo de Tomohiko Ito, director de la serie, cuya labor en aspectos técnicos sólo puede definirse como impecable.

Efectos de fuego, destellos en el aire, infografías con la transcripción en élfico de los conjuros, limpieza en el color, displays que simulan a los de los videojuegos maravillosamente situados, y un más que convincente diseño de personajes… Todo ello unido a detalles de extraordinaria calidad como el uso del Sol tanto de centro de gravedad como de barrera entre ambos personajes. Sin duda delicioso… Y genuino de Makoto Shinkai, aunque de alguna manera este último error es excusable.

SAOShinkai

Escena que emula el estilo de Makoto Shinkai utilizando al Sol como centro de Gravedad

Ito y su providencial mano son lo único decente de puede considerarse como positivo de este anime, en el que los más avezados observadores captarán ciertos detalles ya vistos en películas como Summer Wars en la entrada al mundo virtual o Toki wo Kakeru Shoujo en el manejo del tiempo, de cuyo staff fue miembro, pero no ha sido capaz de sobreponerse a la adversidad de tener que lidiar con un argumento especialmente mediocre, lleno de errores y fallos, a los que no le ha quedado más remedio que ser fiel, por lo que esta labor de buen hacer es, en resumen, su gran cruz.

La Banda Sonora es tal vez el otro gran destello de calidad. Obra de Yuki Kajiura, sus instrumentales y composiciones corales en momentos críticos encajan a la perfección con la atmósfera de juego online en el que el anime se desarrolla. Algo a lo que ayuda el que esta compositora fue también la responsable del mismo apartado en las dos grandes series de .Hack, Sign y Roots. Un cúmulo pues de temas excepcionales que se fusionan a la perfección con los openings y endings del anime, especialmente con la canción “Crossing Field ” de la que puedo decir que es una de las mejores sintonías de apertura creadas en los últimos años.

Si se prefiere, los aspectos técnicos son incontestables, pero falla lo único sencillamente imperdonable y más importante: su historia. Estamos ante un relato trenzado a base de trompicones, con situaciones ridículas en la que cualquier cosa vale, creado a sabiendas de que los fans darían su aprobación al margen de la calidad objetiva del producto final y con un desprecio absoluto por la coherencia, la interrelación de situaciones o el papel de cualquier otro personaje que no sea el principal. Un handicap lo sificientemente grave como para condenar a esta serie al más duro de los castigos posible.

Conclusión

Una generación de otakus enganchada al género a base de animes facilones, se conforma con productos de baja calidad dotados de protagonistas guapos y fingidamente carismáticos cuyos hilos del destino son más que torpemente tejidos y movidos sin importar la grosería en los errores argumentales cometidos. Eso es lo que en resumen le sucede a SAO, a la que para colmo hay que añadir sus saltos en el tiempo, aleatorios y sin sentido, que sirven para que apenas se desarrolle la relación entre jugadores, sin que se entienda por lo tanto qué sucede en la mayoría de las situaciones, por el cúmulo de incoherencias e improvisaciones acumuladas.

Irónicamente, en términos técnicos es simplemente impecable, con una de las mejores animaciones jamás vistas en la historia del anime contemporáneo y una banda sonora de auténtico lujo, que sin embargo no sirve para ocultar los imperdonables fallos de su guión que, a la postre, se transforma en el único elemento a tener en cuenta.

Estamos pues ante una colección de los peores errores de libro que podemos localizar en un anime. Un producto destinado a un público sin criterio, que para colmo ha demostrado con ella un egoísmo y narcisismo fuera de toda duda e inédito hasta la fecha, puesto que la mayor parte de los grupos que lanzaron las releases subtituladas, lo hicieron dejando en las esquinas marcas de agua escandalosas con el logotipo de su web, haciendo gala de unas ansias promocionales inaceptables y simplemente incompatibles con todo lo que representó muchos años atrás el movimiento del fansub.

Infumable, aburrido, soporífero, anodino, incoherente, ridículo, absurdo, mal hilvanado, torpe, lento, incongruente, facilón, monstruoso, horripilante… la exhibición de improperios podría seguir durante días y no conseguiría retratar la terrible y más que odiosa verdad que en su capitulario se esconde: de la crear de cualquier manera un fenómeno de fans, sin importar a qué precio. Una característica que merece el máximo castigo al que sólo la inmensa calidad técnica y su cuidada OST sirven de atenuantes que camuflan en cierto modo la nota que merece este engendro animado que ha traído de cabeza durante medio año a los otakus de todo el mundo, sin que pueda entender demasiado bien el porqué.

SAOFin

NOTA: 2

25 comentarios el “Sword Art Online, a la conquista del trono virtual de .Hack

  1. Jojo, parece que hoy en dia el esfuerzo se concentra en la calidad de animacion, dejando de lado la historia.Es lamentable, hace tiempo era al reves.Saludos Lobo, que te vaya muy bien y pues tendre toda la paciencia para ver si sigues o no, la neta tu blog es un alivio hoy en dia.
    Felices fiestas!

  2. Es que al menos en ésta se han centrado en la animación. En otras, como Tegami Bachi, ni eso (Aunque dicen que el manga está mucho mejor). Es una auténtica pena, pero qué le vamos a hacer.

    ¡Felices Fiestas Benzin y próspero año nuevo! 😀

  3. Greetings! I’ve been following your web site for a long time now and finally got the bravery to go ahead and give you a shout out from New Caney Tx! Just wanted to say keep up the excellent job!

  4. y yo que tenia ciertas esperanzas con esta serie, pero como me ha pasado con varios animes de estas épocas pues ni fu ni fa… me termino aburriendo. De veras cada vez me es mas dificil encontrar algo al menos interesante que visionar del genero, ya que a leguas se nota una decadencia en la cual solo hay calidad de animación pero no de argumentos…y a decir verdad quien sabe porque surge un apogeo tan grande de fans con estas series, claro hay varias que se lo merecen como Clannad, Death note o hasta Madoka Magika…pero viendo esta serie, es medio incomprensible, y digo medio por aquello del fanservice…

    Por eso últimamente me ha dado por buscar ciertas series antiguas como Utena, al menos lo que faltaba de animación sobraba de argumento….

    Espero que sigas con tus articulos tan detallados, son muy buenos…

    Saludos!

  5. Yo por lo menos no te lo recomiendo. Sus saltos en el tiempo son muy considerables y arbitrarios y… es que si vieses cómo resuelven lo del mundo de Aincraft comprenderías el porqué de mi decepción. Es una pena, pero como llevo insistiendo desde hace tiempo, en Japón ya no se hacen los animes de la calidad de antaño y éste no es una excepción. De hecho si te fijas, muchos de los fans de SAO tienen muy corta edad, lo que significa menos animes a sus espaldas y por lo tanto menos armas para entender que están ante un producto más que cuestionable. En fin, a ver si este año mejora.

    Por cierto Jann, me alegra verte por aquí :D. ¡Feliz año!

    Un saludo.

  6. Por lo que veo en las imágenes, la calidad visual es excelente y si la música la compuso Yuki Kajiura, debe ser maravillosa también, lástima que la historia deje tanto que desear. El argumento parecía interesante, pero es una pena que algo que puede llegar a ser muy bueno, se arruine de esta manera, así que no creo que lo vea. Generalmente, me terminan llamando la atención animes que son más viejos y no tan actuales, supongo que será por esta falta de calidad que mencionás.
    Besos.

  7. Y eso sin contar con que la segunda parte está llena de “fanservice”, que ya me pareció lo que a tu paisana Mafalda: “el continuose del comenzose“. Vamos, que era uno de tantos fallos… pero es que era tan descarado lo que pretendían con ello que se hundieron así las pocas esperanzas que tenía en esta obra.

    Un saludo.

  8. Muy buen articulo (aunque lo empece a leer desde el análisis), me reí bastante con las criticas (me reí realmente, no mentalmente) . Es un anime que no conocía, no tenia conocimiento de su repercusión, y visto tu análisis no me interesa verlo ni para formarme mi propia opinión.

    Me encantaría leer algún análisis tuyo de la novelas de Tsukihime y Fate Stay Night, que también tienen su nicho de fanáticos (los animes ni valen la pena analizar, el de Tsukihime es de risa).

  9. Muy buenas Juancho y bienvenido por estos lares :D. Tsukihime la vi hace años y… bueno… digamos… digamos… eh… hmmm. ¿Cómo decirlo con suavidad? Verlo… es tan placentero como que te empasten una muela con una tuneladora. Sobre Fate, era una obra maestra… de las que el común de los mortales suele elaborar cuando va al retrete y deja plasmada en papel higiénico… Aunque dicen que la segunda está bien… Así que esa última tal vez merezca una reseña :D.

    Un saludo.

  10. Antes que nada saludar y felicitar al autor de este blog por sus fantásticas reseñas, es un verdadero crack.
    Sobre SAO, pues la realidad es que es incoherente, sin desarrollo de personajes y con capítulos que no conducen a nada, entretenimiento fácil pero falto de calidad. Este anime sigue la línea de los que se estrenan desde hace algunos años.
    Sin embargo me gustaría comentar acerca de un anime del 2012 que la verdad me impresionó, se trata de Shinsekai Yori, que sin ser una obra maestra, atesora una calidad impropia para los animes de los últimos años. Una historia profunda, con muchos detalles, un contexto social y cultural bien construido para mostrarnos una sociedad del futuro y su sangriento pasado.
    La historia arranca algo lento y tratando de introducirnos los personajes desde su niñez con algunas historias que parecen aisladas pero poco a poco se unen para dejarnos ver una historia muy rica en contenido y con un final correcto y algo impactante. No recurre nunca al fanservice, algo que se agradece mucho, se le puede achacar que todos los detalles que guarda su trama no son soltados de manera tan frenética y lo único que no me gusto fueron algunas escenas en un par de capítulos en los que se muestra algo de amor homosexual, pero con el fin claro de mostrarnos algunos aspectos relevantes para la trama.

    Realmente la recomiendo, desde Full Metal Alchemist que un anime no me dejaba tan buen sabor de boca.

  11. Pingback: Shingeki no Kyojin (Attack on Titan). El renacer de un género olvidado llamado “Anime” | Drakenland / El lobo zamorano

  12. Llegué tarde ¡Dath! Veo que tienes una buena posición en el momento de criticar, quisiera saber si me puedes ayudar a encontrar mi juego online ya que supongo que si ves anime tambien juegas online <.<

    Gracias y espero no haber llegado tan(taaaaaaaaaaaaaaan) tarde como para que hayas dejado votada ya tu cuenta y no puedas ver mi comentario

  13. Yo ni me he molestado en ver este anime. Se ve de lo más cliché, simplón y estereotipado posible. No está mal que los animes tenga uno que otro cliché o personaje estereotipado, pero cuando abusan y meten una historia trillada para vender, de verdad que se hace insoportable.

  14. Pingback: Sword Art Online II, subiendo a los hombros de un gigante virtual | Drakenland / El lobo zamorano

  15. Pingback: Terra Formars, la cruzada contra las cucarachas genocidas | Drakenland / El lobo zamorano

  16. Por fin alguien que dice la verdad de esta serie. Todo el mundo diciendo que es lo mas, salones llenos de cosplays de Kirito y Asuna y solo se oyen cosas positivas, cuando es aburridisimo.

  17. Pues sí, la serie es un engendro lleno de fanservice y mal llevada en sus tiempos. La acabé de ver ayer y me pareció muy mala. De lo peor que he visto en años y no me imagino como será SAO 2.

  18. Pingback: Why She Loves Kanji, ligoteando mediante los codos con la ayuda de Studio 4ºC | Drakenland / El lobo zamorano

  19. Pingback: Bakemono no Ko. Hosoda a hombros de gigantes para sucederse a sí mismo | Drakenland / El lobo zamorano

  20. Pingback: ERASED, revivir el pasado para salvar el futuro de la mano de A-1 Pictures | Drakenland / El lobo zamorano

Adelante, siéntete libre para incordiar :3

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s